Google+ Followers

sábado, 10 de abril de 2010

La pendiente resbaladiza de la maldad


La vida es muy peligrosa. No por las personas que hacen el mal, sino por las que se sientan a ver lo que pasa.

Albert Einstein

Ver video:

8 comentarios:

Katy dijo...

Einstein era un genio y se le podía permitir que dijera cualquier cosa. Pero en este caso creo que las personas que hacen mal son infinamente peores. A unos se les puede acusar de no hacer nada, pero pero los prefiero a los que hacen mal.
Un saludo y buen domingo

Ciudadano del mundo dijo...

Querida amiga Katy, muchas veces la pasividad favorece la injusticia. Einstein sabia lo que decía, si los que miran no se rebelan el mal y el daño se eternizará. Eso está sucediendo hoy.
De acuerdo con lo que dices, pero no podemos limitarnos a mirar y callar, ya SABES QUE EL QUE CALLA OTORGA.

Buen fin de semana
Un saludo

Katy dijo...

Tienes razón, desde este punto de vista la denuncia ante la injusticia hace que el mal no se perpetue.
Un abrazo

Gladys Pacheco Leiva dijo...

Hola amigo Francisco,tienes toda la razón
si todos los que somos afectados por el
mal que hacen, los demás reclamaramos todo
sería distinto,pero habeces es tan dificil
probar que estan equivocados,que es mejor
dejar las cosas como estan y buscar solución
de otra manera.
Muy interesante tu tema amigo.
Que Dios te bendiga.
Cariños cuidate.

Ciudadano del mundo dijo...

Hola Gladys, Es difícil como bien dices, pero con meditación, estudios, investigación, lógica y sentido común podemos reunir pruebas suficientes para demostrarlo y no tener que dejar las cosas como están, porque intuyo que seguirán empeorando.
Te recomiendo sigas leyendo mi blog y si quieres otras informaciones te las enviaré a tu correo.
Un abrazo, querida amiga

verofarfallarosa dijo...

Excelente pensamiento de Einstein!!
Saludos

Ciudadano del mundo dijo...

Hola vero, bienvenida, efectivamente, hemos de tomar buena nota.
Saludos

Juans dijo...

El silencio como cómplice es moneda común. Lamentablemente ese silencio se alimenta del miedo.
Excelente frase, invita a reflexionar, aunque creo que no pondría por encima el daño de quien "actúa" por omisión frente al de quien daña por accion, sino que tienen el mismo peso